Tasa de rebote

De Seobility Wiki
Saltar a: navegación, buscar

¿Qué es la Tasa de rebote o Bounce Rate?

La tasa de rebote es el porcentaje de visitantes que abandonan un sitio web sin antes ingresar en alguna de sus subpáginas o realizar otras acciones tales como: descargar archivos, hacer clic en enlaces internos o permanecer un tiempo mínimo predeterminado en el website.

Normalmente, puede confundirse con el ratio de salida, pero la tasa de rebote se basa siempre en una sola página vista mientras que el ratio de salida, en cambio, indica qué subpáginas visitan las usuarias y usuarios con mayor frecuencia antes de abandonar el dominio.

¿Cómo calcular la tasa de rebote?

Tasa de rebote
Imagen: Tasa de rebote - Autor: Seobility - Licencia: CC BY-SA 4.0

Existen distintas maneras de calcular la tasa de rebote, algunas más precisas que otras, pero la forma más sencilla es: dividir el total de visitantes que vieron una sola página entre el total de visitantes del website.

Así mismo, se pueden usar algunas herramientas como Google Analytics que permiten calcular con mayor exactitud la tasa de rebote. Esta tool, en particular, indica los porcentajes individuales para cada página de un dominio así como la tasa de rebote promedio de todas las páginas en conjunto.

Importancia de las tasas de rebote

La tasa de rebote es un aspecto fundamental que permite evaluar la relevancia de una página web e identificar si debe considerarse realizar algunos cambios en el contenido publicado. Entonces, si una web tiene una tasa de rebote baja, puede asumirse que el contenido resulta interesante y además es relevante.

Por ejemplo: si la tasa de rebote de una página es de 17%, se puede entender que su estructura y contenido son buenos y no necesita cambios significativos. Por el contrario, si este sitio tiene un rebote del 71%, es probable que su optimización sea muy baja y los contenidos poco interesantes.

Razones que incrementan la tasa de rebote

Existen diversas causas que motivan a los y las visitantes a abandonar una web de manera casi instantánea, por ejemplo podría ser por: la mala organización del sitio web, problemas técnicos, distracciones o que no se responda a la intención de búsqueda. Una causa común se atribuye a que las y los cibernautas encuentran la información que buscan y se marchan de inmediato.

Sin embargo, es posible que el error esté en la optimización de la web en sí y por ello no logra satisfacer a sus visitantes. A continuación, se mencionan algunos de los problemas más frecuentes que aumentan la tasa de rebote en una página web:

  • Diseño poco atractivo o demasiado complicado.
  • Estructura confusa o que causa incomodidad.
  • Contenido poco relevante, inconcluso o erróneo.
  • Artículos mal redactados o con errores gramaticales y ortográficos.
  • Términos engañosos o que confundan a las lectoras o lectores.
  • Optimización de las palabras clave incorrectas para el sitio.
  • Tiempos de carga y espera demasiado largos.
  • Publicidad excesiva, inoportuna o inadecuada.

Maneras de reducir la tasa de rebote

Una vez que se ha identificado el problema, la implementación de las siguientes acciones podría ayudar a reducir la tasa de rebote:

  • Mejorar la calidad del diseño de la web.
  • Modificar la estructura del sitio para que resulte intuitiva, clara y amigable.
  • Ajustar el contenido al tema y grupo objetivo.
  • Revisión de la calidad y relevancia del contenido.
  • Atención a la gramática y ortografía de los artículos.
  • Optimización de las palabras clave relevantes.
  • Reducir los tiempos de espera para cargar las páginas.
  • Disminuir la cantidad de publicidad.

Pero “una tasa de rebote alta no siempre tiene que ser negativa”.

Como se mencionó antes, si la tasa de rebote es alta, no necesariamente significa un problema. Es por esta razón que no debe evaluarse como un factor aislado sino en función al objetivo, propósito y tipo de sitio web.

Es posible, por ejemplo, que las usuarias y usuarios no se interesen en las subpáginas de una website porque la página principal es muy completa y, probablemente, encuentran toda la información y contenido que buscaban sin tener que indagar más.

Importancia de la tasa de rebote en SEO

Google toma en consideración los porcentajes de rebote para evaluar la importancia del sitio web, aunque si es o no un factor directo de posicionamiento, es un tema que sigue en discusión.

Aun así, es bien sabido que los buscadores como Google consideran que los tiempos de permanencia están relacionados con la calidad y relevancia del contenido, ya que una usuaria o usuario puede pasar más tiempo en una página web si le gusta o resulta útil.

Como se describió anteriormente, permanencias cortas en los sitios web no siempre se traducen en usuarias o usuarios insatisfechos/as. En realidad, para descubrir qué motiva a las y los internautas a abandonar un portal, se puede revisar la tasa de retorno a las SERPs. Es lógico que si hay una devolución a las búsquedas, no hay satisfacción respecto al contenido.

Según lo comentado anteriormente, la tasa de retorno a las SERPs podría incluso ser más confiable que la tasa de rebote por sí sola, si lo que se desea ese medir el comportamiento de los usuarios y las usuarias y la calidad de un sitio web.

En conclusión, la tasa de rebote puede ser un indicador importante para analizar el rendimiento de una web y también ayuda a descubrir qué elementos es necesario ajustar en pro a la experiencia de usuarios y usuarias.

Así, para obtener un valor más preciso del porcentaje de rebote, es recomendable tomar en consideración otros aspectos igualmente importantes como: la optimización para buscadores, el diseño web, la estructura o la calidad del contenido.

Ampliar conocimientos

Contenidos relacionados