Lenguaje de marcado

De Seobility Wiki
Saltar a: navegación, buscar

¿Qué es el lenguaje de marcado o Markup Language?

Lenguaje de marcado
Imagen: Lenguaje de marcado - Autor: Seobility - Licencia: CC BY-SA 4.0

El lenguaje de marcado o de marcas se refiere a un sistema de anotación organizado (es decir, “lenguaje”) que marca, de ahí su nombre, ciertas partes o elementos de un documento o aplicación web para, principalmente, dar al texto tanto un formato como una estructura específica.

Otra característica es que este lenguaje es invisible para quien lee la página web, ya que la única manera de verlo es accediendo a su código fuente. A diferencia de los lenguajes de programación, los de marcas no se ejecutan: en su lugar, se leen y representan.

¿Cómo funciona?

Para dar formato o estructura a una página, el lenguaje de marcas utiliza una serie de etiquetas (a menudo entre paréntesis angulares) cuyo símbolo es <> y que funcionan como instrucciones que, al estar contenidas entre <>, se diferencian sintácticamente del texto sin formato.

Las etiquetas son leídas e interpretadas por parsers o analizadores que luego generan una salida, generalmente como una página o un documento que tiene el formato y el estilo correspondiente y manteniendo la marca real oculta a simple vista.

Por ejemplo, en lenguaje HTML, la etiqueta h1 indica el elemento de encabezado principal de una página web, advirtiendo a la máquina que presente el encabezado en negrita o con una fuente más grande según las convenciones estándar de HTML. No obstante, quien navegue por esta página únicamente verá el encabezado con formato, en lugar de las etiquetas.

Comparativa entre lenguajes de marcado descriptivos y de procedimientos

Hay varios lenguajes de marcas disponibles para las y los desarrolladores, y es posible utilizarlos en un mismo documento. A grandes rasgos, se pueden clasificar en dos grupos en relación de su función principal: lenguajes descriptivos y de procedimientos.

Lenguajes de marcado descriptivos

Como su propio nombre indica, su función es describir o etiquetar elementos o secciones de documentos web.

Este lenguaje es puramente semántico, lo que significa que no da instrucciones sobre cómo debe procesarse. En cambio, el enfoque descriptivo es etiquetar partes de un documento a lo largo de áreas conceptualmente establecidas.

HTML y XML son algunos de los sistemas de tipo descriptivo más utilizados. XML son las siglas de eXtensible Markup Language (Lenguaje de marcado extensible), que se desarrolló en la década de 1970 para simplificar los sistemas de anotación de documentos web existentes.

El de XML se diferencia del HTML en que sus aplicaciones van más allá de la visualización de documentos web. XML se ha utilizado para admitir una variedad de aplicaciones, desde herramientas de productividad hasta de comunicación.

Así mismo, HTML hace referencia a sus siglas en inglés: HyperText Markup Language (Lenguaje de marcado de hipertexto), y apareció a principios de 1990. Durante las siguientes décadas, se convirtió en el más utilizado en la red.

Su uso comúnmente incluye la creación de secciones y divisiones de páginas web y el formato de listas, texto y formularios de contacto. Un documento básico en este formato se vería de la siguiente manera:

<!DOCTYPE html>
<html>
<head>
<meta charset="utf-8">
<title>Título de la página</title>
</head>
<body>
<h1>Encabezado principal</h1>
<p>Párrafo de ejemplo</p>
<h2>Ejemplo de subencabezado</h2>
<p>Párrafo de ejemplo</p>
<img src="nombre-de-archivo-imagen" alt="Título de la imagen">
</body>
</html>

En este ejemplo, las marcas le dirían al navegador cómo dar formato y mostrar elementos como el título, el encabezado principal y el subtítulo, todo de acuerdo con los parámetros predeterminados, a menos que el archivo CSS (Cascading Style Sheets, otro lenguaje más orientado al diseño), especifique lo contrario.

Lenguajes de marcado de procedimiento

A diferencia de los sistemas de tipo descriptivo, los lenguajes de procedimiento ofrecen instrucciones sobre cómo deben procesarse sus etiquetas.

Estos sistemas se utilizan en una variedad de aplicaciones, desde autoedición hasta composición tipográfica y procesadores de textos. Algunos ejemplos de lenguajes de esta clase más utilizados incluyen Postscript y LaTex.

LaTex se lanzó a mediados de la década de 1980 y desde entonces ha ganado una amplia aceptación en el mundo académico y científico. Las y los usuarios de LaTex producen una serie de etiquetas para agregar estructura y estilo a los documentos en el que están trabajando.

Su objetivo principal es la composición tipográfica y la preparación de documentos, y sus etiquetas se basan en conceptos familiares y lógicos como capítulo o tabla. Uno de tipo LaTeX se vería de la siguiente manera:

\documentclass [14pt]{article}
\usepackage{nombre del paquete que se está utilizando} 
\title{\Título del documento} 
\begin{document} 
\section*{Nombre de la sección}
\subsection*{Nombre de la subsección}
\end{document}

En el ejemplo, las anotaciones de LaTex especificarían el tamaño de fuente aplicable (14 puntos), así como también delimitarían diferentes secciones (título, sección y subsección).

¿Qué importancia tiene para SEO?

La elección de lenguajes de marcado no afecta directamente al SEO, por lo que elegir entre HTML, XML o LaTex no influye en que el posicionamiento de una página sea más alto o más bajo.

Dicho lo cual, es verdad que ciertos tipos de marcado facilitan que los motores de búsqueda comprendan mejor el contenido de una página. Este es el caso de las meta tags o Schema markup de Google. De manera similar, ciertos tipos de marcados de esquemas permiten que Google muestre previsualizaciones en las SERPs.

Lenguaje de marcado

Captura de la búsqueda de una receta en google.com

En resumen, se recomienda utilizar estos tipos de marcados en las páginas web. En conjunto, esto ayuda a los motores de búsqueda a obtener una comprensión más precisa del contenido de un sitio para que puedan mostrarlo a las personas que interactúen con él.

Ampliar conocimientos

Contenidos relacionados